martes, 20 de diciembre de 2011

San Borondón, la isla errante

Una antigua historia, con gran arraigo en el pueblo canario, vuelve para cobrar fuerza en nuestros días: la leyenda de la isla de San Borondón.

El origen de la leyenda cuenta como San Brandán (también llamado Brandón, Borondón o Brandano), monje evangelizador irlandés del siglo VI, encontró tras varias jornadas de navegación una isla donde descansar junto a los catorce monjes que le acompañaban. Al encender un fuego la tierra comenzó a moverse, dándose cuenta de que se hallaban sobre una gran ballena.


A partir de entonces surgieron multitud de historias sobre esta isla errante conocida también como «la Nom Trubada», «la Encubierta», «la Perdida» o «la Encantada». Situada teóricamente al noroeste de la isla de El Hierro, fue considerada parte del archipiélago canario gracias al Tratado de Alcáçovas que firmaron España y Portugal para repartirse el Atlántico. 

Representada en multitud de mapas y objetivo de infructuosas expediciones durante los siglos XVI, XVII y XVIII, la leyenda permanece presente. ¿Será San Borondón esa octava isla que parece emerger a las puertas de La Restinga?

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...